Cursos

Podcast

Canales Youtube

Visitantes

31,230,326

TEOTLAMATLIZTLI, EL TIEMPO SAGRADO …el retorno de Quetzalcóatl

Hits:44020

Los antiguos habitantes del continente formaron una sola civilización pertenecientes a las llamadas Civilizaciones Madre. Su energía, tiempo e inteligencia la enfocaron coordinadamente, por decenas de siglos, a investigar la bóveda celeste y las posibilidades de la energía. Esto los llevó a conocer a la perfección la mecánica celeste del sistema solar y a visualizar la galaxia, por lo cual lograron un asombroso manejo de las matemáticas y el uso del cero, así como a inventar la primera calculadora llamada nepohualtzintzin.

Por otra parte, sus investigaciones en el campo de la energía los llevaron a descubrir que existen partículas muy pequeñas de luz, muy cerca de lo que hoy la física cuántica llama “teoría de cuerdas”. Pero lo más asombroso es que descubrieron que se pueden llegar a manipular a través de una fuerza desconocida, pero utilizable, para manipular su organización. Estos campos del conocimiento, la mecánica celeste y la energía, forman los cimientos de su civilización. Y que en base a estos conocimientos de los ciclos galácticos de la Tierra y las capacidades energéticas los humanos y el planeta estamos finalizando un ciclo de cinco partes y entrando al primero de otro ciclo nuevo de cinco partes.



Educáyotl A.C. ha ofrecido durante 20 años la descarga gratuita de sus libros y ensayos.
Sin embargo, Educáyotl no recibe ningún tipo de apoyo institucional ni privado para continuar con la investigación, promoción y difusión de la memoria histórica y la identidad cultural del Anáhuac.
Debido a lo anterior y para poder continuar con su labor, Educáyotl A.C., ha determinado solicitar un donativo mínimo de MXN $50 pesos por descarga.
Favor de enviar a tigremarin@gmail.com el título del texto deseado, así como imagen del depósito realizado.

De inmediato se hará llegar en formato PDF
Banamex 5256 7813 4001 9897
Clabe interbancaria 0026 1090 2241 8620 69
A nombre de Lepoldo Guillermo Marín Ruiz
Muchas gracias.



Buscar